Tu búsqueda culmina aquí

tu busqueda culmina aquí

Consejos para elegir la limusina adecuada

27 septiembre, 2019
Consejos para elegir la limusina adecuada

Si queremos elegir una limusina que se adecúe a lo que buscamos, es necesario atender a una serie de criterios, caso de la ocasión para la que la necesitamos, la cantidad de personas, horas o la distancia.

Clases de eventos en los que acostumbran a participar las limusinas

  • Bodas
  • Salidas nocturnas
  • Cumpleaños
  • Transfers al aeropuerto
  • Diversas promociones
  • Reuniones

La totalidad de empresas de este sector acostumbran a tener algunas tarifas fijas y otras que son variable, así como una serie de horas o días que es más elevado alquilarlas que otras.  En alquilerlimusinasbilbao, creen que es algo necesario, pues lógicamente son los horarios más demandados y también es justo que estos días se cobre más que a diario, cuando las peticiones son más bajas. Ellos, por ejemplo, tienen más altas las tarifas en la noche de viernes, sábados, festivos o vísperas de los mismos.

¿Cómo se preparan los detalles para reservar la limusina?

Como muchas empresas cobran por hora, hay que ser conscientes de lo importante que es organizar bien el evento y hacer los cálculos del tiempo que debemos necesitar para el alquiler. Tanto para no quedarse corto como para que no sobre horas.

Algo también importante es conocer el número de personas que participarán, pues las limusinas tienen diferentes capacidades, garantizando que la que se necesite cuente con una capacidad adecuada en cuanto al número de personas que sean necesarias.

Además de la capacidad reglamentaria, hay que pensar en que si se quiere uno mover en este vehículo, hay que saber cuantas plazas vamos a necesitar. De no encontrarlo, vamos a estar apretados y con la sensación de lujo y exclusividad, así como un glamour que puede llegar a quedar atropellado.

La importancia de la relación calidad/precio en el sector de las limusinas

Todos los servicios de las limusinas son los mismos, el precio no tendría que ser el factor único a la hora de decidir. Al igual que pasa en los hoteles, en las empresas de alquiler de limusinas y taxis de lujo, hay varios niveles en cuanto a servicios.

Algo importante que debemos saber es que los servicios y el tiempo que se necesita debemos tenerlo claro.

La seguridad es fundamental

Para que en tu caso o grupo, puedas estar en las mejores manos, lo mejor es que la empresa que te de el servicio tenga todas las garantías, caso del registro, licencia o seguros que sean necesarios.

¿Qué detalles tiene que tener tu limusina?

Una limusina tendrá que tener un espacio adecuado a lo que necesitemos. Existen empresas que tienen música, pero también es cierto que puede ocurrirnos que queramos seleccionar nuestra propia música, por lo que merece la pena preguntar por la posibilidad de hacerlo.

Algo interesante también es preguntar por la distribución interior que tienen los asientos o la capacidad con la que cuenta el maletero.

¿Qué precios tienen los servicios de limusina?

Debemos saber el precio y los añadidos que hay para saber el precio cerrado. Igualmente, también se puede pedir desglosado a la hora de comparar.

Toda empresa tiene su propia política de precio, donde muchas cuentan con tarifas en base a horas, pero también llegan a ofertar precios cerrados.

Paquetización de los servicios

En servicios que se contratan y que son especiales, se suelen paquetizar. Eventos que duran un tiempo acotado y que cuentan con unas características determinada. Estos suelen salir bastante mejor en lo económico que si se contratan de manera separada o improvisada.

Reserva de la limusina con el debido tiempo

Cuando se necesita para eventos en los que sea necesario más de un coche, lo mejor es reservar con la debida antelación.

En las bodas mejor hacerlo con doce o dieciocho meses, aunque generalmente se piden con tres o cuatro semanas de tiempo.

Cuando se hace la reserva pedimos confirmación por escrito y se llama con una semana de antelación a fin de ver que todo va realmente bien y sigue el camino que se ha previsto.

Las limusinas y los congresos

En las urbes en las que existen congresos y eventos que son a escala mundial, hay momentos en los que puede haber una demanda enorme que llegue a agotar toda la oferta de taxis de lujo. Por todo ello es mejor anticiparse.

En ciudades donde hay congresos y eventos a nivel mundial puede que haya una fuerte demanda que agote toda la oferta de taxis de lujo y limusinas de la ciudad. Así que si sabemos que necesitaremos una limusina debemos prestar atención a estos hechos y anticiparnos en la contratación.

El taxista o chofer de la limusina

Lo mejor es decidirse por la empresa una vez sabemos los parámetros que queremos y hemos establecido las debidas comparaciones. Debes elegir la que crees que tenga mejor precio y servicio, donde elegir buen chofer es importante.

Por lo general es complicado poder obtener información de tu chofer, pudiendo asignarte un u otro dependiendo de las necesidades a nivel logístico que haya en ese momento, pero si que podemos informarnos de si llevan uniforme, los criterios a la hora de elegir chofer que tienen, etc. Igualmente, si necesitas que hable un idioma en particular o que conozca a fondo la ciudad.

El servicio es lo que tiene más importancia

Hay que recordar que el precio es importante, pero aún más lo es el servicio. Por lo tanto, conviene no decidirse de forma automática por el precio más económico, lo que puede hacer que la limusina sea vieja o el chofer tenga una pinta poco profesional. Aquí es importante asegurarse de que se cumplen una serie de detalles.

Reservar limusina

En el momento en que se realice la reserva, hay que estar seguro de que vas a tener una copia del contrato, así como del número de la reserva, donde se encuentre la política de cancelación, tanto de forma escrita como por correo electrónico y un resguardo en el que aparezca la paga y la señal.

Lo mejor es llamar entre dos y cuatro días antes de la confirmación, pidiendo el teléfono personal del que será tu chofer, chequeando los detalles y averiguando si se le pasó toda la información al chofer en el caso de que no haya algo previsto o que se haya comunicado.